The Original Wailers – Bob Marley Day 2014 @ Kafe Antzokia

Portada

The-Original-Wailers-Bilbao

Ir a un concierto un domingo siempre tiene su royo, de hecho, algunos de los mejores a los que he ido han caído en dicho día. La tarde-noche prometía, sobre todo al ser mi regreso a este mundo tan subjetivo de las crónicas. Acompañado de un trancazo inseparable entré al Kafe Antzokia. Mis pulmones empezaron a sentir cierto alivio al oler en el ambiente ese aroma tan ’jamaicano’ por decirlo de algún modo sutil. The Original Wailers estaba en la casa.

Con unos minutos de retraso la banda apareció en escena poco a poco como quien va a ensayar. La sala emanaba buen rollo y a pesar de ser el último día de la semana había bastante gente. El mítico Tyrone Downie empezó a dar la bienvenida en inglés a todos los asistentes. A continuación, para mi sorpresa, el cantante Chet Samuel se marco una intro en castellano como un maestro de ceremonias repartiendo amor. Sin enrollarse mucho sonaron los primeros acordes de I Shot The Sheriff dando pistoletazo al concierto.

Es cierto que eché de menos la presencia de algún músico más o coros femeninos. Sin embargo, desde que empezó el concierto me sorprendió el talento del guitarra Al Anderson. Situado en su esquina, casi en la penumbra, se marco unos solos de guitarra que me hicieron degustar los temas clásicos de Bob Marley de otra manera. Desde niño he crecido escuchando temas como One Love, Bufallo Soldier…forman parte de mi banda sonora y verlo en directo me traslado a aquellos años que recuerdo con tanta nostalgia.

Original-Wailers-Bilbao02

El concierto transcurrió de una forma más o menos lineal pero siempre con ese buen ambiente. Si pisabas a alguien no pasaba nada, todo eran sonrisas y discursos de amor y respeto por parte de la banda. En este tipo de eventos me gusta la idea de hermandad entre todos los asistentes. Puede que alguno fuera solo a ver a The Original Wailers pero os aseguro que sintió la compañía de todos los presentes.

Todos los clásicos se sucedían y el público tarareaba los estribillos sacando la sonrisa a Chet Samuel que no paraba de contonearse como buen caribeño que es. Me parece lógico que una banda como esta, formada por miembros clásicos, se limite a tocar temas clásicos. También hicieron hueco para un tema nuevo que la verdad sonó bastante fino. Y a nivel personal la guitarra de Al Anderson…sin palabras. No conocía su faceta solista y la verdad es que me dejo un muy buen sabor de boca como con el solo que se marco en Jamming. Mi predilección son las guitarras y cuando voy a un concierto y veo algo que me sorprende no me canso de repetirlo.

Destacaría lo que para servidor fue el broche final. Tras decirnos adiós los The Original Wailers volvió a escena Al Anderson y comenzó a dar un discurso de agradecimiento. Cogió su guitarra y encandilo a todos los presentes acariciando las cuerdas de un modo hipnótico. Tras un solo lento comenzó a tocar los acordes de Redemption Song y todos nos vinimos arriba. Sin duda un concierto que me subió el animo y que me hizo ver y escuchar un poco de historia musical de la mano de The Original Wailers. (Texto: Iker Romero. Fotos: Norbert Toth)

 

En: Crónicas

Acerca del autor

Artículos Relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no se publicará. Los campos obligatorios están marcados (obligatorio)

AGENDA:: próximos eventos
AÑADE TUS EVENTOS A LA AGENDA