Elliott Murphy & Olivier Durand @ Sala BBK 4/03/2012 | StereoZona
  • Hola, Invitado
¿Recordar Contraseña?

Elliott Murphy & Olivier Durand @ Sala BBK 4/03/2012

Elliott Murphy es un espíritu único. Y también lo es su escudero desde hace dieciséis años, el guitarrista francés Olivier Durand. Ya sabemos que a pesar de ser americano Murphy lleva varias décadas viviendo en el precioso sur de Francia y también hemos comprobado cómo cada año (normalmente sobre estas fechas) baja al norte de nuestra península a ofrecernos shows muy diferentes y muy parecidos entre sí. Porque, al menos a mí, cada nuevo show de esta pareja se me hace familiar y nuevo al mismo tiempo. Una experiencia única.

Murphy bromeó con que mucha gente piensa que es de Bilbao y durante la hora y media que duró el bolo pudieron repasar hits, así como hits no tan reconocidos; cupieron en el setlist temas setenteros como You never know what you´re in for  o la coreadísima Last Of The Rock Stars, siendo esta última alternada con la marchosa Shout! , así como piezas actuales: Rain, Rain, Rain, You Don´t Need To Be More That Yourself o el tema que cantó con Springsteen a mediados de los noventa, Everything I Do (Leeds Me Back To You).
Terminó el concierto con un temazo que engloba en su interior las artes de Dylan, Lou Reed, Springsteen y Tom Waits, y que aún así suena totalmente personal, o sea a Elliott Murphy. Ésta fue Diamonds By The Yard.

Volvieron para un bis, esta vez cantando totalmente desenchufados y sin micro (como ya es habitual en sus conciertos) a rescatar el himno de Neil Young Rocking In The Free World, así como su particular himno al Nervión (ya todo un clásico) titulado Green River. Todo el mundo en la sala BBK coreó este temazo de aguas estancadas y aguas que fluyen directas al océano, y más bien tarde comprendí porque admiro tanto a este tipo y a su guitarrista apadrinado. Sólo una vez lo vi con banda y me gustó, sin embargo esta era (por lo menos) la tercera vez que lo veía en acústico con Olivier, que lleva desde adolescente con Murphy. La simbiosis que se crea entre los dos es algo apabullante, y es sólo con este particular encuentro con el que he llegado a nombrar a un dúo como una banda completa, porque suenan a grupo y sólo les es necesario cuatro manos y dos gargantas para lograr que toquemos el cielo.

El año que viene más, y puede que mejor, pues con Elliott Murphy nunca se sabe del todo.

Fotos: Marta Bravo

58724591b3da127337b00797070079d8
Share via email Share

0 Comentarios


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Connect with Facebook

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

Related Posts

holahola